Pierde peso entrenando 5 o 10 kilómetros

Pierde peso entrenando 5 o 10 kilómetros

¿Quieres perder 5, 10, 15 kilos o más? Prepárate para deshacerte de ellos. Entrena para una carrera de cualquier distancia – desde un 5K hasta un maratón – y pierde ese peso extra… siempre que entrenes y comas de manera inteligente.

Casi todos los corredores han querido perder peso alguna vez en su vida, y la promesa de perder esos kilos de más lleva a muchos de ellos a apuntarse a alguna carrera. Por una buena razón: comprometerse con un objetivo puede darte la motivación necesaria para hacer ejercicio regularmente y quemar más calorías. Pero mucha gente asume que entrenar para una carrera, especialmente si se trata de un maratón, es su billete para estar más delgado (al fin y al cabo, cuanto más corres más calorías quemas). Pero esto no es siempre cierto, ya que muchos corredores –hambrientos por el aumento de actividad– de manera errónea comen más de lo que necesitan. La clave para perder peso es elegir la distancia correcta –5k, 10k, una media o un maratón– dependiendo de la situación de cada uno y adaptar la alimentación al plan de entrenamiento. Te enseñamos cómo hacerlo de manera que cuando cruces la línea de meta estés más delgado, más en forma y seas el corredor que siempre supiste que podías llegar a ser.

OBJETIVO: CORRER MÁS RÁPIDO Y ADELGAZAR

Elige distancias cortas

Si eres un principiante en esto de correr, un 5k o un 10k es una buena manera de empezar. Te acostumbrarás a competir sin necesidad de llegar al límite. Las distancias cortas son ideales también para aquellos corredores que disponen de menos de una hora al día para entrenar y para corredores que vuelvan tras una lesión. Si eras un adicto a las carreras largas y estás cansado de los entrenamientos largos, un 5k o un 10k pueden proporcionarte el cambio que necesitas para revolucionar tu manera de correr y tu metabolismo.

Nota cómo quemas calorías

Hay planes de 6 semanas para preparar un 5k que van desde los 10 kilómetros semanales (para principiantes) hasta los 60 (para gente más experimentada) pero la mayoría está entre los 25-30 kilómetros semanales. Si estás entrenando para un 10k, tu kilometraje debería rondar los 30-45 kilómetros a la semana. Por tanto, si correr unos 2 kilómetros quema alrededor de 100 calorías, deberías estar quemando entre 1.500 y 3.000 calorías a la semana.

 

Leave a reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *